Portada del sitio > Actualidad nacional > “Victoria” y fracaso de la izquierda

BALANCE DE LA REVOCATORIA EN LIMA

“Victoria” y fracaso de la izquierda

Domingo 24 de marzo de 2013

Después de un formidable susto, la izquierdista Susana Villarán seguirá ocupando el sillón de Nicolás de Ribera el Viejo, primer Alcalde de la Ciudad de los Reyes e ilustre antepasado suyo [1]. Pero a un costo digno de Pirro: hecha la votación, se salva de ser revocada por una diferencia exigua —apenas 2 puntos y algunas décimas— pero probablemente pierde la mayoría de sus regidores, estos sí revocados. Semejante resultado no autoriza ningún triunfalismo; ella y su equipo salen de este proceso políticamente chamuscados.

Los resultados oficiales demorarán más de un mes en conocerse, pero difícilmente alterarán lo esencial del cuadro. Por tanto, podemos desde ya sacar algunas conclusiones. Y, visto en la perspectiva de Revolución y Contra-Revolución, es decir, en el contexto del actual proceso de descristianización de Occidente y del Perú, el episodio nos deja lecciones de sumo interés.

Vacío ideológico para favorecer a la izquierda

Dos hechos confluyeron para que la cuestionada alcaldesa salvase su mandato: de un lado, el paulatino descrédito de los dirigentes del “Sí”, que se acentuó considerablemente en la etapa final de la campaña, cuando demostraron estar aquejados de todos los males y vicios endémicos de la política peruana; y de otro lado, la agresiva y multiforme campaña de última hora por el “No”, que supo llegar a la psicología del limeño medio, con mensajes simples que explotaban desde el sentido común aparente hasta el comodismo atávico de mucha de nuestra gente. Ambos factores sumados lograron revertir una tendencia a favor del “Sí”, que hasta dos semanas antes de la votación era ampliamente mayoritaria.

En esa declinación del “Sí” y ascensión del “No” incidió una misma causa, el vacío ideológico de un debate que se limitó a temas estrictamente político-administrativos o personales. Ambos bandos evitaron cuidadosamente mencionar tanto los objetivos revolucionarios de la Sra. Villarán, como las formas concretas en que el Municipio los viene implementando.

Era comprensible que los partidarios del “No” optasen por ese silencio taimado. Pero que los partidarios de “Sí” hayan incurrido en la misma omisión, resulta verdaderamente enigmático (o quizá revelador...).

El extremismo de la Sra. alcaldesa es bastante conocido en círculos dados a intelectuales, sobre todo de izquierda. Pero el limeño común simplemente ignora la ideología anticristiana y destructora de la familia que ella profesa; por ejemplo, que ella defiende a rajatabla la despenalización del aborto, las reivindicaciones de los lobbies homosexuales (incluso el “matrimonio” entre personas del mismo sexo: llegó al extremo de ser “madrina” en una parodia de “boda” entre lesbianas), la legalización del consumo de drogas, la promoción del hedonismo entre los adolescentes, etc., como demostramos en nuestro anterior artículo-denuncia sobre el asunto.

Por otro lado, encuestas de opinión realizadas en los últimos años muestran que los peruanos, católicos y no católicos, rechazan por abrumadora mayoría las posturas ideológicas contrarias a la moral y la familia, como las que fomentan el aborto o el homosexualismo; precisamente las que defiende la Sra. Villarán. Luego, los promotores de la revocatoria tenían una oportunidad de oro para consolidar su ventaja inicial, si denunciaban la actuación revolucionaria de la alcaldesa. Eso les bastaría para tener su victoria asegurada. ¿Por qué, entonces, no lo hicieron...?

“Tontos útiles” y “compañeros de ruta” de una izquierda fracasada: el triste papel de la cúpula del PPC

Pero no sólo los dirigentes del “Sí” evitaron tocar los temas familiares que sensibilizarían a su favor al público limeño. También la cúpula del PPC —partido que afirma adherir a varios aspectos de la doctrina social y moral de la Iglesia— dio un insólito respaldo oficial a la Alcaldesa, como si desconociese que sus ideas y acciones son opuestas a los principios y valores cristianos. Y lo mismo hicieron, bajo pretextos varios, otros miembros no izquierdistas del Establishment político y farandulero de Lima (estos sí, enteramente vacíos de ideología y de criterio).

Se formó así un curioso arco de apoyo a la gestión de la señora Villarán, teniendo en un extremo al dúo PPC-PPK, y en el otro al MOVADEF, PCP y congéneres... Y ese eje funcionó como un típico “frente amplio”, que en la estrategia diseñada por Lenín sirve para captar e instrumentalizar como “tontos útiles” (no siempre tontos, pero por cierto siempre útiles...) a burgueses no izquierdistas, usados como transitorios “compañeros de ruta” de los revolucionarios.

JPEG - 71.3 KB
Expresiva ilustración: los "compañeros de ruta" burgueses que salvaron a la alcaldesa revolucionaria ("Perú 21", 22-3-2013)

Tal fue el lamentable papel que jugó el PPC en el caso, contrariando y decepcionando profundamente a sus más fervorosos adherentes. Pero a quienes conocen sus orígenes, esa actitud no puede extrañar: habría mucho que decir sobre el contradictorio historial del PPC, cuya actual dirigencia parece no haber medido hasta qué punto su respaldo a la gestión de la alcaldesa revolucionaria le quita credibilidad y puede equivaler a un harakiri político.

En todo caso, una izquierda como la que representa la Sra. Villarán, que para poder vencer (¡y tan a duras penas!) necesita esconder sus objetivos y disfrazarse de centro, ¿no es una izquierda fracasada?

La importancia de una acción doctrinal seria y sostenida

Lo cierto es que si la alcaldesa logró salvar —aunque raspando— su mandato, fue gracias a esos inexplicables y arteros apoyos, y a un debate vacío que mantuvo a los electores en una especie de “emulsión” a-ideológica: un limbo hecho de ignorancia de los temas de fondo en juego, y de una soporífera irrelevancia.

En sentido opuesto, nuestra publicación “Sí a la revocatoria, no al extremismo ideológico de la Alcaldesa de Lima” tuvo amplia resonancia porque abrió los ojos de miles de lectores, siendo ampliamente compartido en las redes sociales. Curiosamente los caviares y congéneres, que en anteriores posicionamientos públicos de Tradición y Acción siempre respondían atacándonos en bloque (sólo con injurias, nunca con argumentos), esta vez se recogieron a un discreto y contrahecho silencio. Ciertamente corrió entre ellos la voz de orden de no levantar el tema del programa ideológico de la Alcaldesa, pues ello podría generar una controversia sobre temas muy sensibles, que de ninguna manera les convenía tocar.

No obstante, el texto de Tradición y Acción tuvo gran difusión y su efecto esclarecedor es indiscutible. Aparte del gran número de repercusiones recibidas, la última encuesta de opinión publicada antes de la votación, el día 10 de marzo, mostró que más del 30% de los que votarían por el “Sí” lo hacían por discordar de la ideología de la señora Villarán [2]. No conocemos que haya habido otra denuncia de conjunto de la actuación revolucionaria de la alcaldesa, aparte de la nuestra; luego, puede afirmarse que hemos contribuido —en medida no cuantificable, pero ciertamente apreciable— para consolidar esa corriente.

Como balance final, el mejor fruto del episodio de la revocatoria ha sido la emergencia de un bloque de opinión fuertemente refractaria a los objetivos ideológicos de la alcaldesa. Lo cual demuestra que un trabajo serio y sostenido, que muestre los principios morales que están en juego en determinadas coyunturas de la vida nacional, puede alcanzar gran resonancia en un horizonte político como el peruano, tan vacío de líderes y de ideas.

El asunto es de tal importancia, que ciertamente volveremos sobre él.


[1Cf. J. de la Riva-Agüero y Osma, El Primer Alcalde de Lima Nicolás de Ribera el Viejo y su Posteridad, Lima, 1935, p.75.

[2Motivos para la revocación, “El Comercio”, 10-3-2013, pág. A4.



Suscríbase a nuestro
boletín electrónico
Nombre
Correo

Comentarios

  • INCREIBLE QUE LA GENTE NO LA BOTO SOLO POR OPONERSE A CASTAÑEDA,,,
    ES COMO CON FUJIMORI, MEDIO PAIS LO EXTRAÑA MEDIO PAIS LO ODIA,,EL SECRETO ES LOGRAR QUE LA BALANZA , SE INCLINE CON SOLO UN GRAMO,,,,
    VILLARAN HA PASADO AL 2016 GRACIAS A ESE GRAMO,,LA MASAMORRA CHAVISTA , SOLO TIENE A UN CANDIDATO,,,VILLARAN . LOS NO EXSTREMISTAS? son PAREDES O NADINE POR HUMALA, PPK, KEIKO,ALAN ,ETC

    Responder

Comentar

moderación a priori

Este foro es moderado a priori: tu contribución sólo aparecerá una vez validada por un/a administrador/a del sitio.

¿Quién eres?
Tu mensaje
  • Para crear párrafos, deje simplemente líneas vacías.



Comentar en Facebook